Nuevamente nos llegan buenas noticias para los amantes de los animales desde fuera de nuestro país. Todos sabemos que acariciar a un perro reduce el estrés y que tiene multitud de consecuencias positivas para el organismo humano, tanto es así que en Alemania son varias las empresas que empiezan a permitir que los trabajadores se lleven a sus amigos peludos al trabajo. Pero ahora vamos con los datos de la encuesta llevada a cabo por la red social Xing: el 53% de los jefes no rechaza explícitamente un animal doméstico en la oficina, mientras que el 28% de los trabajadores considera que las mascotas deberían estar permitidas en el lugar de trabajo. Han sido más de mil los trabajadores encuestados y consideran que sus jefes ganan en atractivo al permitir la presencia de perros en la oficina, además, 4 de cada 10 trabajadores están convencido de que tener al mejor amigo del hombre en su lugar de trabajo reduce el estrés y tiene efectos relajantes. Y todo tiene una base científica, acariciar a un perro hace que las personas liberen oxitocina, la llamada también hormona del amor u hormona de la unión, cuando están en contacto con un perro y todo ello obviamente se traduce en un mejor ambiente de trabajo y en una mayor productividad.

 


Fuente: www.perros-en-la-oficinaschnauzi.com

Post Navigation