La semana pasada el canal Cuatro, de mediaset, empezaba un nuevo concurso “Killer Karaoke” en el cual los animales son parte fundamental de algunas pruebas. En lugar de usar un horario prime time para concienciar sobre el maltrato animal que tanta falta hace en este país, desde este programa se han usado los animales de una forma que deja mucho que desear.

En una prueba se echaban más de veinte serpientes de diferentes especies en una bañera con un concursante dentro; en otra una mofeta y varias gallinas estaban encerradas en cajas de cristal donde los concursantes tenían que meter la cabeza; en otra, saltamontes, ciempiés y gusanos eran arrojados desde un cubo a un concursante; otra prueba era la tontería de que un concursante pisara cajones llenos de gusanos y un caimán.

Miembros de Igualdad Animal y ADDA (Asociación en Defensa de Derecho Animal) han denunciado públicamente un claro caso de maltrato animal, dejando claro el asco y estupor que les produce el uso de animales injustificado y más aún cuando se les maltrata y denigra de una manera tan clara.

Por su parte, desde Cuatro se colgó una entrevista en su web a Miguel Ángel Jorquera, responsable de los animales en el programa. Jorquera defiende que en la cámara que los participantes pisan, además de una protección de gomaespuma, buscan a los invertebrados más resistentes y de las 8 pruebas que han hecho, no han tenido ninguna baja. Así mismo, asegura que los animales tienen atención veterinaria antes, durante y después del programa y nunca han sufrido estrés.

Nosotros nos preguntamos, ¿es necesario usar animales de este modo para conseguir audiencia?, ¿es tan flojo el programa que si no hay morbo no continuará? y por supuesto, ¿cómo pueden estar seguros de que los animales no sufren estrés después de ser pisoteados, arrojados, el volumen y los focos? Que vergüenza de televisión si esto es lo que nos quieren vender.

1

 

Fuente: www.vanitatis.elconfidencial.com

 

Post Navigation