Halo es un cachorro de pitbull que fue robado y después maltratado por Tyler Scott, estadounidense de 21 años que ha sido condenado a diez años de cárcel por estos hechos. Halo fue encontrado hace cuatro meses por la policía con numerosas heridas por perdigones, daños en los ojos, una fractura en el cráneo y varios huesos rotos.

A pesar de todo lo que ha tenido que sufrir, Halo es un ejemplo de superación. Tiene la visión limitada en un ojo, pero es un perro maravilloso, cariñoso e inteligente en proceso de convertirse en perro de terapia y educador de la sociedad en la lucha contra el maltrato animal.

El juez sentenció a su maltratador a 10 años de cárcel, una multa de 4.500 euros y al pago de todos los gastos veterinarios de Halo.

ty y perr

 

Así pasó Halo su recuperación y su estado actual. Mejor, imposible:

halo

halo2

halo3

halo4

Fuente y fotos: schnauzi.com

Post Navigation